1. EN
  2. FR
  3. ES

¿Por qué importa el gas natural?

El gas natural es una de las fuentes de energía más limpias y seguras que se utilizan para cocinar alimentos y calentar hogares, a mantener funcionando hospitales, empresas e industrias.

El gas natural, y la infraestructura que lo suministra, están profundamente entrelazados con nuestra economía.

  • Para los millones de pequeñas empresas que impulsan la economía mexicana -como una fonda o una tintorería- el gas natural y la infraestructura que lo entrega son un factor clave para su éxito y crecimiento.
  • Nuestra industria afecta al desarrollo industrial en el país, ya que se utiliza directamente en el calentamiento, secado, y fusión del proceso de fabricación para hacer vidrio, hormigón, acero, ladrillo, cerámica y baldosas.
  • Muchas cosas con las que interactuamos a lo largo del día se alimentan o se producen con gas natural. El gas natural y los líquidos derivados de él están enlazados con nuestra vida cotidiana, como los componentes básicos de la química para la fabricación de plásticos, productos farmacéuticos, o tejidos; entre otros.

Gas natural confiable

  • En TC Energía nos enfocamos en hacer llegar el gas natural de manera segura, confiable, responsable y eficiente, todos los días.
  • El gas natural ayuda a crear espacios habitables cálidos cuando hace frío, y espacios habitables frescos cuando hace calor.
  • El gas natural es fundamental en los procesos de generación eléctrica en diversas plantas del país, por lo que está detrás de los apagadores que hacen que todo se encienda, desde los electrodomésticos, hasta los dispositivos inteligentes en los hogares, los semáforos en las ciudades, y las computadoras que manejan el mundo.
  • Además, el gas natural y su infraestructura asociada complementan a las energías renovables para esos momentos en que el viento no sopla y el sol no brilla, lo cual es un recordatorio de que nuestro futuro se basa en la coexistencia entre el gas natural y las renovables, no en la disyuntiva entre gas natural o renovables.
  • Sin el gas natural, y la energía asequible y confiable que proporciona, es posible que el despliegue de recursos renovables no se pudiera llevar a cabo.